En este momento estás viendo ¿Por qué deberías regalar vuelo en parapente?

¿Por qué deberías regalar vuelo en parapente?

Hay veces que nos quedamos sin ideas sobre qué regalar a alguien, y regalar un bien material es algo que puede ser irrelevante para esa persona. Por eso en este blog vamos hablar de por qué deberías regalar vuelo en parapente, y que tu regalo sea algo que nunca olvidará.  

Esta experiencia se resume en una aventura única y emocionante donde se experimenta la sensación de volar, pero además, te permite observar la belleza de los paisajes más maravillosos desde otra perspectiva y que sin duda, hay que conocer.

Hay muchísimas razones de por qué deberías regalar vuelo en parapente, y esas son:

  • Experiencia única y emocionante: la sensación de volar es una experiencia excitante que activará tu adrenalina y te dará un efecto de libertad que jamás podrás experimentar con otras actividades
  • Conexión con la naturaleza: el poder ver la naturaleza desde la perspectiva de un pájaro, te aportará una sensación de euforia pero a la vez de paz mental. La persona que reciba tu regalo sentirá esa conexión única.
  • Regalo único: este regalo sin duda será recordado para siempre por esa persona especial. 
  • Recuerdo inolvidable: el recuerdo que siempre le quedará al vivir esta experiencia de regalar vuelo en parapente y que nunca dejará de agradecerte por hacerle vivir una loca vivencia.
  • Actividad segura: muchas personas piensan que hay un riesgo muy alto de que ocurra un accidente, y esto es totalmente lo contrario. Los profesionales están altamente cualificados y conocen todas las normas de seguridad,  las condiciones óptimas meteorológicas y el lugar apropiado para practicar el vuelo en parapente. Si es la primera vez que va a realizar un vuelo en parapente, se suele recomendar un parapente biplaza en el cual volaras con un monitor que ejercerá de piloto.
  • Refuerza la confianza y la autoestima.
  • Superación de miedos: si la persona que recibe el regalo tiene miedo a las alturas o a las actividades arriesgadas, este vuelo en parapente puede ser una manera perfecta de ayudarla a superar sus miedos y enfrentarse a nuevos retos. 
  • Apto para todo tipo de público: desde mayores hasta personas con problemas de movilidad. Eso sí el único requisito para los niños es que sea mayor de 4 años y tenga el peso requerido para un vuelo seguro, además, por supuesto la autorización de los padres o tutores legales.

parapente valle de tena

Proceso de regalar vuelo en parapente

Esta actividad sigue un proceso obligatorio que normalmente sigue tres fases. La primera consiste en ascender a la montaña que después se bajará en parapente, acompañados siempre de los monitores al cargo y en nuestros todoterreno 4×4 o telecabina de Panticosa

Tras llegar al lugar elegido por los monitores para efectuar el despegue, los monitores procederán a informar de las instrucciones de seguridad que se deben seguir para realizar el vuelo en parapente, esto es obligatorio ya que así se podrá realizar la actividad de forma segura y sin problemas, para disfrutar esta experiencia plenamente.

Cuando llegue el turno del despegue de la persona que va a disfrutar esta experiencia, únicamente deberá concentrarse en seguir plenamente las instrucciones del monitor y correr desde el momento en el que él te lo indique. Según peso, horario y viento habrá que correr más o simplemente dar dos pasos y a volar. Nosotros elegimos cuando es el mejor momento para ti.

Recalcar que no es necesario correr hacia un acantilado y saltar al vacío, sino que es suficiente con correr por una pendiente suficientemente inclinada para iniciar el vuelo lentamente. Muchas veces por los nervios el pasajero no suele darse cuenta del momento justo en el que se inicia el vuelo.

Cuando ya se está en el aire, únicamente queda la parte fácil, y esa es la de disfrutar, y dejarse llevar por la sensación de volar y apreciar los increíbles paisajes. Todo esto mientras vas sentado en una silla como en el sofá de casa.

La duración del vuelo dependerá de las condiciones meteorológicas, pero no suele superar los 20 minutos el vuelo normal y 1 hora el vuelo térmico. Y del aterrizaje no te preocupes, de eso se encarga el profesional al mando y es todo muy suave.

Esperemos que este blog te haya ayudado a decidirte en regalar vuelo en parapente como experiencia única.

Deja una respuesta